miércoles, 25 de julio de 2012

Reparar aspirador. Tubo de aspirador roto. Arreglar junta de aspirador.

Reparar Junta de tubo de aspirador doméstico

Amig@s: Quizá os haya pasado a vosotr@s alguna vez: Tenemos un aspirador que funciona perfectamente, pero se lo hemos prestado a un vecino…

Y se ve que no estaba muy ducho en el desmontaje de las piezas de la manguera… Total, que nos ha dejado fastidiado el empalme del tubo flexible con la parte del extremo, donde se acopla el tubo con los accesorios.


Se ve que ha tratado de solucionarlo con un poco de cinta transparente de embalar… Pero tiene el inconveniente que ha perdido el giro.


Antes, en efecto, podíamos girar el extremo y este giro no se transmitía a la zona flexible, más delicada a la torsión, con lo que nunca iba forzado y tenía más movilidad.


Pero en elTallerdeCarlos todo tiene arreglo… y si no lo tiene… lo reparamos también, je, je, je…


Examinando la junta, vemos que tiene una anilla en la parte del tubo flexible que tenía dos pestañas que eran las que sujetaban la parte rígida, de modo que esta anilla podía girar y así lograr la movilidad. Sin embargo, la anilla hacía de tope para que ambas partes no se salgan salvo accionando las pestañas.

Vemos que la zona en la que encajaban las pestañas, en la parte rígida, está perforada de parte a parte, de modo que vemos a su través el sitio exacto donde estaban originalmente las pestañas de fijación, que ya no está porque se han partido.


Pensando…. Ummmmmm si pusiéramos unos trocitos de madera con la forma exacta de los orificios y de modo que sobresaliesen por dentro, lograríamos un efecto similar… salvo que se saldrían por sí solos. Por otra parte, tampoco podemos fijar los trocitos de madera con adhesivo, porque si se nos atascase algún objeto dentro del tubo, el desmontaje de estas piezas nos facilitaría mucho su limpieza.

La solución sería fijar por fuera estos trocitos de madera con cinta adhesiva fuerte, como la americana.


Ya planificado, vamos a meterle mano… Tengo unos pequeños restos de madera en casa que siempre guardo tras algún trabajo, pues nunca se sabe cuándo pueden ser útiles.


Tomo mi multiherramienta Leatherman, que siempre tengo a mano y cada vez uso más.

Y con su sierra logro hacer un corte con suma facilidad. No hace falta tampoco aserrar un trozo enorme… solo un trocito suficiente para después rebajarlo un poco y sacar dos piezas.

Así que hacemos primero un corte longitudinal...


y después dos transversales. Ni siquiera me he tomado la molestia en medir… Lo he hecho a ojo y en un minuto ya tengo dos trocitos.



Vienen algo grandes...


Pero saco la cuchilla dentada –podría usar también la cuchilla lisa, pero quiero reservar su fino corte para cosas más finas- y enseguida saco el exceso.


Se trata de una madera de pino, ya seca y curada, con lo que es relativamente fuerte, pero la fibra se separa fácilmente, con lo que si trabajamos a favor de la fibra, logramos sacar una loncha tan fina como deseemos.


Eso sí, siempre, pero siempre, tened la madera bien apoyada sobre un mártir y los dedos alejados del filo cortante de la cuchilla.


A la primera, sacamos las dos piezas y vemos que encajan a la perfección en los huecos.


Sobresalen un poco, pero con la lima de madera de nuestra Leatherman, podemos rebajar un poco, pues ya se trata de un sobrante a contraveta y es demasiado poco como para usar la sierra. La lima nos saca perfectamente del apuro.


Cubrimos la zona –tanto del tubo flexible como del rígido- con cinta americana.


Pero, naturalmente, al unir las dos partes, perdemos nuevamente el giro independiente de ambas piezas, así que con la cuchilla lisa cortamos toda la cinta que sobresale de la parte rígida.

Podemos poner la hoja perpendicular al tubo y dejar la cacha de la multiherramienta opuesta a la que estamos usando abierta en un ángulo de 90º respecto a la cacha de la cuchilla. Así logramos tener una referencia y que no hagamos un feo corte en espiral.



Vemos que ha quedado perfecto: las dos partes del tubo quedan perfectamente unidas y con su giro.


Y como el color de la cinta americana es similar al del tubo flexible, queda hasta estético.


Y lo más sorprendente es que se tarda mucho más en leer esta entrada… que en hacerlo, que he realizado el trabajo en diez minutos. Hemos salvado de la basura este estupendo aspirador, y seguramente podremos seguir usándolo muchos años… Y no nos hemos gastado ni un euro en su arreglo.

.

2 comentarios:

  1. Muy bueno su blog.

    Saludos desde Abstracción texto y Reflexión

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, espero que le sea de utilidad. Un saludo

      Eliminar

Si tenéis cualquier duda, sugerencia o consulta, por favor, hacedlo mediante la sección de comentarios. No respondo las consultas privadas. No usar los comentarios para hacer publicidad.